El linfoma de zona T es un subtipo de linfoma indolente. Su diagnóstico depende de la histopatología, aunque el patrón de citometría de flujo es característico (CD4 +, CD21 +, MHC-II +, CD45-) y la evidencia de “células en espejo de mano” en citología es altamente sugestiva. Este caso proviene de un perro macho mestizo 8 años de edad clínicamente sano pero con linfadenomegalia submandibular crónica. La arquitectura de este subtipo de linfoma es característica: existe una expansión de la región paracortical del ganglio por la proliferación de células pequeñas, desplazando los centros germinales. Con frecuencia se encuentran centros germinales desvanecidos o colapsados. Los perros afectados sobreviven con el tumor durante muchos años, un promedio de 4.5 años sin ningún tratamiento.

Expansión de células linfocíticas monomorfas pequeñas del paracortex con centros germinales colapsados y desplazados, a menudo en aposición a las trabéculas conectivas.

Densa proliferación de células linfocíticas monomorfas pequeñas y maduras.

Célula pequeña con poco citoplasma claro, núcleo redondo muy ligeramente angulado en contorno, con grumos de cromatina finos y núcleo pequeño, generalmente simple. No se ven mitosis.

Tinción de CD3. Toda la población de células neoplásicas es CD3 +. En la parte superior derecha persiste un centro germinal CD3-

Detalle de la imagen anterior.

Tinción CD20. Se ve claramente cómo la población neoplásica (no teñida) empuja y desplaza los centros germinales CD20+ hacia el borde del ganglio linfático.

Tinción CD20.

Tinción CD20. La región medular del ganglio tiene una distensión marcada de los senos nasales y una fibrosis en este caso moderado, pero puede llegar a ser intenso.